Log in

Zerolo nombra a un imputado del ´caso Teresitas´ como tesorero

Parece que finalmente el alcalde de Santa Cruz, Miguel Zerolo, se ha salido con la suya y ha conseguido que el interventor de Urbanismo, José Luis Roca, imputado por el caso Teresitas, sea nombrado tesorero del Ayuntamiento.

laopinion.es/viernes, 13 de noviembre de 2009.-N. R., Santa Cruz de Tenerife. Este asunto viene trayendo cola desde hace cinco meses, que fue cuando el funcionario pidió el traslado desde la convulsa Gerencia. Sin embargo, en aquel momento el movimiento quedó en el aire ya que el entonces concejal de Recursos Humanos, Ángel Llanos, se opuso de manera rotunda pese a que el alcalde se involucró directamente en este nombramiento. De hecho se considera que ésta pudo ser una de las causas de la ruptura del pacto de gobierno entre CC y PP.

En ese momento el traslado no se pudo llevar a cabo entre otras razones también porque Roca no es funcionario nacional. Pero además, los populares consideraban que no era apropiado que una persona que estaba implicado en una trama como la de Las Teresitas tuviera acceso a todas las cuentas del Ayuntamiento. Y no tanto por una cuestión de sospechas, sino más bien de formas y apariencia. El PP también estimó que el nombramiento de Roca como tesorero podría dar lugar a un foco adicional de tensión en el Departamento.

Cabildo. De hecho, tras este nombramiento se ha producido la primera reacción y la jefa del Servicio de Hacienda ha renunciado a su cargo y ha pedido la reincorporación a su plaza en el Cabildo de Tenerife. Un paso que parece calcado de otro de los episodios más negros de Las Teresitas, como fue cuando la arquitecta municipal, Pía Oramas, se negó en rotundo a aceptar la orden de inflar la tasación del frente de la playa.

Roca cobrará en su nuevo puesto cerca de 60.000 euros al año brutos y dicen que solicitó este traslado ante la presión que se está viviendo en la gerencia de Urbanismo debido a la complicada situación judicial que allí se está produciendo. Otras fuentes señalan que el alcalde ha vuelto a demostrar el mimo con el que trata a las personas involucradas en el caso Teresitas.